La posibilidad de conectar la red de datos Can Bus de un vehículo a un localizador GPS abre una serie de ventajas adicionales gracias al gran flujo de información que esta conectividad genera.

Estos datos al ser recogidos por sistemas de localización GPS pueden ser enviados y procesados para poder contar con informes en tiempo real sobre datos críticos como niveles de combustible, velocidad instantánea, RPM, distancia faltante para un mantenimiento proximo y otros muchos valores propios del vehículo.

La combinación de esta información en nuestra plataforma de localización multi-marca permite fácilmente conocer y comparar estos valores en toda una flota de vehículos y poder generar reportes por tipo de conducción, emisión de Co2 o consumos y asi lograr un retorno de la inversión mucho mas acelerado.